EN EL BARRIO SAN FRANCISCO

EN EL BARRIO SAN FRANCISCO

Organizan un festejo solidario para el Día del Niño en cuarentena

El próximo domingo 16 de agosto se celebra el Día del Niño y una vecina de esta ciudad preparará una merienda para que los vecinos de su barrio puedan festejar en familia ese día tan particular. Quienes quieran colaborar pueden acercar tortas, golosinas o alimentos para acompañar el exquisito chocolate que harán para esa especial jornada.

9 de agosto de 2020

La vecina del barrio San Francisco Julia Rigo se viene poniendo al hombro la pandemia. Como ha ocurrido en muchos barrios de Azul, la crisis que generó la emergencia sanitaria y el aislamiento social, preventivo y obligatorio golpeó duro en las puertas de las familias más vulnerables.

Y a Julia no le salió otra cosa más que ayudar. Y por eso armó desde hace unos meses en su casa una olla popular. O algo muy parecido. Ella cocina con alimentos e insumos que le dona la comunidad y un grupo de familias pasa diariamente a buscar la comida para tener algo caliente en el estómago.

Con una fecha por delante muy importante como es el día del Niño, Julia decidió avanzar con una nueva iniciativa que permita realizar ese festejo, aunque sea de un modo diferente: "La idea ahora es conseguir donaciones de alimentos, facturas y golosinas para armar una rica merienda y entregarla el domingo del Día del Niño a las 22 familias que estoy ayudando del barrio San Francisco y otras 5 familias de los alrededores".

"La forma de hacerlo será al igual que con la comida, les voy a avisar con un mensaje para que vayan pasando a retirar la merienda cuando esté lista y vamos hacer chocolate caliente y como no se puede hacer reunión de gente, quiero que puedan compartir ese día en familia" agregó.

En diálogo con diario EL TIEMPO la vecina solidaria indicó que ya cuenta con algunas provisiones para encarar este desafío de seguir colaborando y ayudando a quienes la están pasando mal este invierno: "Ya unos vecinos y unos amigos me donaron leche para hacer el chocolate y también 10 kilos de azúcar, así que nos haría falta el refuerzo de que alguna panadería o alguien que tenga ganas de cocinar nos done una torta o facturas para acompañar el chocolate".

Consultada sobre cómo tienen que hacer aquellos vecinos o comerciantes que sientan o tengan el deseo de colaborar con esta movida, explicó: "Estoy en Facebook como Julia Rigo y es una red social que uso mucho porque agradezco a toda la comunidad y la verdad sólo tengo palabras de agradecimientos, porque no me abandonan y ya hace tres o cuatro meses que estamos con esto y seguimos y si no me pueden contactar al 15556499 y sino en mi domicilio que es calle 99 n°1185, barrio San Francisco".

En ese sentido Julia señaló que en el caso que lleguen a sobrar insumos de las meriendas que preparará para el domingo 16, tiene pensado entregarlo a distintos merenderos que funcionan en Azul: "Porque en mi caso me manejo solamente con la comida y no vale la pena tener esos alimentos guardados".

Que se corra la voz

Más adelante la vecina del barrio San Francisco se refirió a las expectativas que tiene de este festejo singular del Día del Niño en el que está trabajando y manifestó: "La idea es que se corra la voz así no solamente llegamos a las familias que hoy estamos asistiendo sino a todos aquellos que se quieran acercar, hay gente que tiene trabajo pero que su sueldo no le alcanza y acá se puede acercar él quiera y todos saben mi dirección y todo el mundo me conoce".

Por otro lado expresó también su agradecimiento a todos los vecinos de la ciudad que ayudan y colaboran constantemente con esta movida solidaria que no se detiene y que ayuda a llevar un plato de comida todos los días a familias realmente vulnerables: "Me donan carne, pollo, verduras para seguir cocinando y seguimos pidiendo porque son muchas familias y cocino todos los días de la semana".

"Tengo cinco familias fijas que las asisto de lunes a lunes, mediodía y noche y recibo donaciones de todo el mundo y el que quiera acercar donaciones ya sabe cómo hacerlo, también recibo donaciones de ropa y calzado porque aparte de la comida refuerzo con ropa porque mucha gente lo necesita" agregó.

Un barrio que resiste

En otro tramo de la charla con este diario Julia Rigo dio su punto de vista sobre cómo transita el barrio San Francisco esta pandemia de COVID-19 y el aislamiento social, preventivo y obligatorio y reflexionó: "El barrio está resistiendo mucho porque se la está pasando mal en realidad, porque hay muchos vecinos que viven de changas y está muy difícil porque además de no poder salir, el frio del invierno no te deja hacer mucho".

"Creo que esto cambiaría mucho si la gente podría tener el acceso a un trabajo digno, aunque decirlo es muy fácil" dijo Julia, quien agregó: "Que no sólo la gente de mi barrio la está pasando mal, sino que toda la gente de los sectores bajos de la ciudad está resistiendo y sufriendo mucho en este momento".

En este punto la referente barrial se mostró orgullosa por el empuje y la presencia de otras vecinas en ese sector de la ciudad, que ayudan a enfrentar estas épocas difíciles: "Somos afortunados, tenemos a la presidenta de la comisión vecinal del barrio, Cristina Rodríguez que ayuda mucho, tenemos a Paula Vivas en el comedor Juan Pablo Segundo y hay barrios que no tienen la ayuda ni del municipio ni de nadie, hay lugares donde no llega nadie con la ayuda".

"En nuestro barrio si te falta pan sabes, sabes que en la iglesia está el padre que entrega pan, pero me consta que hay otras partes de la ciudad que la gente no tiene quien la ayude y a uno le encantaría abarcar un poco más con la ayuda que brinda pero es imposible" aseguró.

Si llegaste hasta acá es porque buscás historias locales, ayudanos a seguir contándotelas. SUMATE A EN|COMUNIDAD.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.