LOS INDAGARON Y NO DECLARARON

LOS INDAGARON Y NO DECLARARON

Violencia de género: un hombre y un joven están detenidos

El mayor de los acusados había sido arrestado ayer jueves. Su ex mujer, que está embarazada, denunció que el sábado último la golpeó, agresión por la que después tuvo que permanecer internada. La otra medida cautelar fue dictada a un azuleño aprehendido el pasado martes en la casa de su ex pareja, a la que lesionó y amenazó de muerte.

31 de julio de 2020

Uno de los acusados es un hombre que tiene 30 años. El otro, un joven de 21 que había sido arrestado el martes que pasó. Actualmente ambos permanecen detenidos, al ser considerados autores de episodios de violencia de género que tuvieron como víctimas a sus respectivas ex parejas, una de las cuales está embarazada.

El mayor de los imputados fue identificado por voceros allegados a la causa penal por la que ahora se encuentra privado de la libertad como Ángel Guillermo Ponce.

Este jueves que pasó, contando con una orden judicial, policías de la DDI Azul y de la Seccional Primera lo detuvieron en San Juan y Alvear, en inmediaciones de su domicilio.

El otro encausado se llama David Oscar Carluccio. Tras su aprehensión llevada a cabo el martes último -tal lo que ya EL TIEMPO informara- ayer le fue dictada la detención por este caso que lo tiene como protagonista en carácter de agresor de su ex pareja, a quien en uno de los hechos que le están imputando se menciona que le lastimó el rostro utilizando un cigarrillo encendido.

Las dos causas penales que se están tramitando por estos hechos de violencia de género quedaron radicadas en la UFI 6, la Fiscalía a cargo de Karina Gennuso.

La funcionaria judicial había solicitado en el Juzgado de Garantías número 1, que conduce la magistrada Magdalena Forbes, que la aprehensión de Carluccio fuera convertida en detención, medida cautelar que fue ordenada ayer. Y también, la titular de la Unidad Funcional de Instrucción número 6, tras la denuncia radicada por la ex pareja del acusado, fue quien en ese mismo juzgado pidió que Ponce fuera detenido, la medida de coerción que efectivizaron este jueves que pasó los policías de la DDI Azul y de la Primera.

Hoy viernes Ángel Guillermo Ponce había sido trasladado a los tribunales de Azul para cumplir con la indagatoria, audiencia en la que no declaró.

Según fuera mencionado en la resolución de la Jueza que ordenara su detención, los delitos que le imputan son "lesiones leves agravadas y desobediencia, en concurso real".

En el caso de Carluccio, está detenido como el probable autor de la comisión de dos hechos distintos, uno de ellos definido a escala penal como "lesiones leves agravadas y desobediencia, en concurso real de acciones" y el otro como "violación de domicilio, lesiones leves agravadas, amenazas y desobediencia, en concurso real".

Tampoco había declarado cuando, en su caso, la audiencia a tenor de lo que establece el Artículo 308 del CPP se llevara a cabo en sede judicial el miércoles que pasó, mismo día en que fue solicitada la conversión de su aprehensión en detención, la medida cautelar resuelta ayer jueves desde Garantías 1.

Agresiones y amenazas

El martes que pasó, poco antes del mediodía, un llamado al 911 se tradujo en que instantes más tarde policías arrestaran a David Oscar Carluccio en el interior de la casa de su ex pareja, inmueble situado sobre la calle Malvinas de Villa Piazza Sur de esta ciudad.

Policías del Comando de Patrullas llegaron hasta ese domicilio ante una información que señalaba que se estaba registrando una "confrontación" entre una pareja y que una mujer estaba lesionada.

No bien se hicieron presentes los efectivos de seguridad en la vivienda, en el lugar se entrevistaron con la ex pareja del ahora detenido y con la madre de la joven.

Ambas dijeron a los policías que dentro de la casa estaba Carluccio "muy exaltado y agresivo, aparentemente bajo los efectos de alguna sustancia prohibida", se menciona en la investigación penal.

Los efectivos de seguridad del CPA se entrevistaron con el joven. Y al cotejar sus datos constataron que estaba vigente "una prohibición de acercamiento y contacto" entre él y su ex pareja, la cual había sido dictada el pasado 15 de mayo desde la Justicia.

Esa situación se tradujo en que resultara aprehendido.

Posteriormente, teniendo en cuenta la versión que la joven víctima brindó ese mismo día en la Comisaría de la Mujer y la Familia, se conocieron los detalles de una nueva agresión que sufriera aquel martes por parte del ahora detenido. Además, se supo de ese otro hecho de violencia de género, ocurrido días antes, por el que Carluccio figura también acusado.

Ambos casos fueron considerados desde la Acusación como sucedidos "en el marco de una relación de maltrato habitual y violencia de género".

En ese contexto, hasta ahora se encuentra demostrado que ese martes en que Carluccio fue arrestado se había hecho presente en la vivienda de su ex pareja cuando era alrededor de la hora dos, vulnerando de esa manera la prohibición que le impedía mantener contacto alguno con ella y le fuera dictada desde el Juzgado de Familia local.

"Una vez allí ingresó a la morada sin autorización y contra la voluntad de su propietaria, que tenía derecho a excluirlo", se indica también en las actuaciones.

Después, permaneció en esa casa hasta que este martes que pasó resultó aprehendido.

Antes de que eso ocurriera, alrededor de la hora 10.30, agredió a la joven, "ocasionándole falta de aire y escoriaciones en cara y región derecha del cuello, lesiones éstas calificadas legalmente como leves".

Además, cuando instantes más tarde llegó a la casa la madre de la víctima y le pidió que se fuera, amenazó con matarla. A ella y a su hija.

En tanto, el otro hecho por el que el joven está detenido había ocurrido en horas de la noche del sábado que pasó.

Aquel día -al igual que este martes- desobedeciendo esa "perimetral" mencionada, se hizo presente en la casa de su ex pareja. Y como la joven no lo dejaba ingresar, "la agredió físicamente, al apagarle un cigarrillo en la parte del costado del rostro, ocasionándole lesión por quemadura en región malar", se menciona en las actuaciones penales.

Embarazada y víctima

Ayer jueves, la detención de Ángel Guillermo Ponce fue el corolario de una situación surgida cinco días antes, cuando en la sede de la Comisaría de la Mujer y de la Familia de Azul se recibió, alrededor de la hora 19 de aquel sábado pasado, un llamado de una médica del Hospital de Niños.

Esa comunicación tuvo rango de denuncia, ya que a través de la misma se informó a la Policía que en el centro asistencial fue atendida por la Guardia una mujer "embarazada de 24 semanas", quien ese día contó que su ex pareja la había golpeado: Ponce, el mismo hombre con el que la víctima poseía una medida cautelar que le impedía al ahora detenido mantener contacto alguno con ella, prohibición que vulneró.

Ese sábado la joven quedó internada, ya que a causa de la agresión presentaba "un hematoma en la placenta".

Cuando personal policial se entrevistó con la embarazada en el Hospital de Niños se conocieron más detalles de la agresión que sufriera.

La mujer contó que alrededor de la hora 13.30 del sábado último se encontraba en un almacén cercano a la casa donde el ahora detenido se domicilia, ocasión en la cual Ponce se hizo presente para pedirle que hablaran.

La víctima estaba con su hija, a la que en ese entonces le entregó su celular y le advirtió que si algo le pasaba llamara inmediatamente a la Policía.

Después, se fue con el imputado hasta su casa, ubicada en San Juan y Rivadavia.

Lo que parecía una charla se tornó pronto en una discusión. En esas circunstancias, Ponce le dio una cachetada a la mujer, intentó ahorcarla con la bufanda que la víctima llevaba puesta y luego le aplicó esos golpes de puño en el abdomen que le provocaron los hematomas por los que tuvo que ser atendida en el Hospital de Niños.

En ese entonces la víctima pudo defenderse. Tomó una botella y golpeó en el hombro a su agresor, lo que sirvió para que se diera a la fuga; aunque luego Ponce la alcanzó cuando ella había llegado hasta una plaza que está en Burgos y Calle 8, donde continuaron discutiendo.

En ese lugar también aparecieron los hermanos del ahora detenido, quienes lograron llevarse al agresor, en la previa a que su ex pareja lo denunciara, la presentación ante la Justicia que ayer jueves se tradujo en que resultara detenido.

Según la víctima dijera después, aquel día el hombre -al que definió como una persona "celosa" que en más de una ocasión le ha referido que si no está con él "no estás con nadie"- se encontraba, una vez más, "alcoholizado".

EL DATO

El pasado 30 de junio Ángel Guillermo Ponce, el hombre detenido ayer jueves por agredir a su ex pareja días antes, había sido víctima en su casa de un hecho a escala penal definido como un intento de homicidio. En aquel entonces fue lesionado a golpes y puñaladas por dos familiares suyos: un mecánico y su hijo menor de edad, quienes actualmente siguen privados de la libertad. Como el mayor imputado está en la Unidad 2 de Sierra Chica, en la resolución donde a Ponce le fue dictada la detención por este caso de violencia de género la jueza de Garantías Forbes dispuso que, de ser trasladado a ese mismo establecimiento penal donde continúa alojado uno de sus agresores, se tenga especial cuidado para que ambos no compartan los mismos espacios.

Si llegaste hasta acá es porque buscás historias locales, ayudanos a seguir contándotelas. SUMATE A EN|COMUNIDAD.


Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

INSTITUTO LUGONES

"Somos esenciales pero somos descartables"

14/08/2020

Así lo aseguró el dirigente de ATE, Eduardo Bercovich, cuando describió las condiciones laborales de los trabajadores del instituto de menores que funciona en esta ciudad. "Estamos cansados y agotados porque hay una dirección de niñez y adolescencia ausente" remarcó. leer mas