LO ORDENÓ UNA JUEZA DE GARANTÍAS

LO ORDENÓ UNA JUEZA DE GARANTÍAS

Por un intento de homicidio, también quedó detenido

Ayer miércoles fue dictada la detención para el hombre al que le imputan, junto a su hijo menor de edad, haber atacado a puñaladas y golpes a un familiar de ambos. El hecho sucedió en una vivienda de esta ciudad en los primeros minutos del martes que pasó. La aprehensión del adolescente acusado, que tiene 16 años, había sido convertida en detención hace dos días.

2 de julio de 2020

Luego de que los dos habían sido arrestados por personal policial instantes después a ocurrido el hecho, que tuvo como escenario un inmueble de esta ciudad donde la víctima se domicilia, ayer miércoles -al igual que un día antes sucediera con su hijo- le fue dictada la medida cautelar al mayor de edad imputado.

El episodio delictivo materia de esta investigación que se lleva adelante desde la UFI 17, la Fiscalía perteneciente al Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil que conduce Mariela Viceconte, se produjo en los primeros minutos del martes que pasó.

La detención para el encausado, un mecánico azuleño que actualmente tiene 34 años de edad, había sido dispuesta por Magdalena Forbes, magistrada que desde el Juzgado de Garantías número 1 está interviniendo en esta causa penal.

También lo hace, al haber entre los imputados un menor de edad, Javier Barda. El titular del Juzgado de Garantías del Joven, teniendo en cuenta que los plazos procesales son distintos en el Fuero de Menores, le había dictado la detención al adolescente -que tiene 16 años- también acusado de este "homicidio simple en grado de tentativa" el mismo día en que resultara aprehendido junto con su papá, es decir, el martes que pasó.

Eso implicó que, una vez dispuesta esa medida cautelar, el menor fuera trasladado al Instituto Lugones, luego de que se llevara a cabo desde la UFI 17 la audiencia donde tanto él como su padre se habían negado a declarar por este ilícito que les están atribuyendo.

La víctima que tuvo este hecho, familiar de ambos acusados, había sido identificada por voceros allegados a esta investigación penal como Ángel Guillermo Ponce, de 30 años de edad.

Las lesiones sufridas durante el ataque hacían que todavía permaneciera internado en el Hospital Pintos, el centro asistencial municipal al que en una ambulancia del SAME había sido trasladado no bien resultara agredido, durante los primeros minutos de ese ya referido martes que pasó.

"El elevado monto de pena en expectativa que prevé la norma en el caso está dado por la gravedad del hecho en pesquisa, toda vez que la muerte de Ponce logró impedirse (quedando en su forma tentada) por la intervención de los testigos que lograron apartar de él a los agresores, quienes insistieron luego en volver a acometer contra él", se menciona en un párrafo de la resolución donde la magistrada Forbes convirtiera ayer miércoles en detención a la aprehensión del mecánico.

Teniendo en cuenta que padre e hijo se dieron a la fuga de la casa de Ponce al advertir que al inmueble había sido convocada la Policía, en el fallo se menciona también que, de no haberse dado esa circunstancia, "es presumible pensar que se habría dado muerte" a la víctima.

El hecho

Según lo señalado en la investigación penal, el martes que pasó alrededor de la hora 0.20 se produjo ese intento de homicidio por el que ahora padre e hijo están detenidos.

Un inmueble situado en la calle San Juan entre Alvear y Rivadavia de esta ciudad se convirtió en el escenario de este hecho.

En ese lugar se domicilia Ponce, la víctima.

Cuando fue agredido hubo personas que se convirtieron en testigos de lo sucedido.

La descripción del hecho revela que "tras generarse una discusión" que tuvo como protagonistas al hombre que está internado, al mecánico y su hijo menor de edad, entre los tres hubo "golpes y empujones".

Después el adolescente -se describe también en las actuaciones- "tomó un cuchillo con mango color blanco"; mientras que su padre utilizó "un cuchillo con cabo negro encintado".

"Con el fin de darle muerte a Ángel Guillermo Ponce", ambos "le efectuaron puñaladas, causando heridas punzantes de arma blanca en región posterior del tórax" a la víctima.

Además, el hombre sufrió cortes en el labio, lo que hizo que una vez en el hospital tuvieran que darle puntos de sutura. Y en el Pintos, a causa también de las puñaladas que recibió, le colocaron un "tubo de avenimiento pleural" por las lesiones que presentaba en el tórax.

Según se sostiene desde la Fiscalía que interviene en esta causa, Ponce no falleció debido a la "inmediata atención medica" que recibió una vez ingresado al centro asistencial municipal.

"Por una cerveza"

Declaraciones de personas que presenciaron lo sucedido sirvieron para conocer más detalles con relación a este hecho. En ese sentido, una mujer afirmó que tras discutir "por una cerveza" Ponce y los imputados comenzaron a agredirse, lo que se tradujo en que posteriormente la víctima fuera apuñalada con esos cuchillos que los ahora detenidos portaban.

Luego de esa primera agresión, el mecánico y su hijo salieron de la casa. Al mismo tiempo, el hombre que resultara con las lesiones fue trasladado a una habitación para que quienes estaban con él limpiaran esas heridas que tenía.

En esas circunstancias -según se menciona en la causa- nuevamente los agresores regresaron para seguir atacando a Ponce, ocasión en la cual volvieron a lesionarlo.

Aquella noche ambos acusados huyeron por la calle San Juan en un Volkswagen Golf en el que se trasladaban, vehículo que después personal policial incautó una vez que los dos fueron aprehendidos.

Los arrestos se hicieron efectivos después de que la Policía concurriera al inmueble convertido en escenario de este ilícito y que también a esa casa fuera convocada una ambulancia del SAME con personal médico en la que a la víctima la trasladaron al Hospital Pintos.

Otra de las declaraciones aportadas por un testigo de lo ocurrido señala que el menor de edad, en la previa a agredir a Ponce, textualmente le dijo: "¿Por qué le hablás así a mi novia?, gato".

Al acudir al inmueble para ver lo que estaba pasando ante los gritos que se escuchaban desde afuera, ese hombre vio también cómo la víctima era golpeada por uno de los ahora imputados y caía sobre una cama.

Luego observó al padre del menor que ahora está también detenido. En ese entonces, arrojando al suelo a Ponce, tras tomarlo del cuello.

De acuerdo con la versión de este testigo, el adolescente salió de la casa y regresó instantes después. Al volver, lo hizo trayendo de una obra en construcción contigua a la vivienda convertida en escenario de este intento de homicidio las armas blancas que luego la Policía incautara, cuando ambos imputados fueron arrestados.

Mientras que uno de esos cuchillos se lo dio a su papá, el menor utilizó el otro para que, entre los dos, acometieran contra la víctima con intenciones de darle muerte, según se sostiene desde la Acusación.

En una segunda instancia de lo que fue esta agresión, cuando ya había recibido las puñaladas, testigos afirmaron que los imputados volvieron hasta esa pieza donde estaba para golpearlo con un palo de escoba.

Detenido

Cuando ayer le fue dictada la detención al mecánico, la magistrada Forbes señaló en el fallo que en lo sucedido "hubo una coordinación de movimientos" entre padre e hijo, que en este caso en particular "implicó rodear a la víctima para procurar herirla con dos armas blancas".

"Si bien no ha sido explicitado por el Ministerio Público por el momento, ambos imputados han correalizado la ejecución del hecho en distintos papeles o funciones", siendo mencionado también por la Jueza que con los "aportes" de los dos quedó configurada esa figura penal de "homicidio simple en grado de tentativa" por la que ahora ambos están detenidos.

Sobre ese tipo de ilícito se indicó en otro párrafo de la resolución: "Sabido resulta que no pueden obtenerse precisiones extremas respecto del conocimiento o la intención con que una persona desarrolla una conducta determinada, y es por ello que el mismo necesariamente -ante dicho valladar inevitable- ha de recogerse con un pormenorizado estudio de los indicios que se erigen de la conducta desplegada por el imputado, y luego de ello concluir en la vigencia de los extremos que hacen a la configuración típica escogida por el Ministerio Público Fiscal, la cual habré de mantener, por el momento, en todos sus términos".

"Concluyo de este modo en consideración de todos los elementos incorporados hasta el momento al presente legajo, de lo que resulta clave puntualizar también aquí, tal como se hizo antes, las dos declaraciones testimoniales que obran en la causa, que dan cuenta de la virulencia de las agresiones y de la intervención de los testigos que logran impedir que se diera muerte a la víctima", afirmó también la Jueza de Garantías en la resolución donde ayer miércoles le dictó la detención al mecánico.

EL DATO

Cuando se enteraron padre e hijo que la Policía había sido llamada, se fueron de la casa de Ponce en el auto, llevándose los cuchillos y el palo. En la escena de este hecho efectivos de seguridad incautaron prendas de vestir, algunas con sangre. Y también se encontraron manchas hemáticas cuando fue requisado el VW Golf en el que los ahora detenidos se trasladaban al momento de ser arrestados.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

INSTITUTO LUGONES

"Somos esenciales pero somos descartables"

14/08/2020

Así lo aseguró el dirigente de ATE, Eduardo Bercovich, cuando describió las condiciones laborales de los trabajadores del instituto de menores que funciona en esta ciudad. "Estamos cansados y agotados porque hay una dirección de niñez y adolescencia ausente" remarcó. leer mas