PERMANECE EN LA SECCIONAL PRIMERA DE AZUL

PERMANECE EN LA SECCIONAL PRIMERA DE AZUL

Estaba en libertad condicional por un homicidio y un juez le dictó la detención por nuevos delitos

Es un hombre domiciliado en Las Flores que tiempo atrás había sido condenado por el crimen de su pareja. Desde el año pasado gozaba de libertad condicional. El viernes que pasó, junto a dos sujetos más, policías lo arrestaron durante un procedimiento llevado a cabo en la Ruta 3. "Desobediencia, resistencia a la autoridad y daño agravado" son los ilícitos que ahora le imputan.

24 de febrero de 2021

Desobediencia, resistencia a la autoridad y daño agravado, ilícitos considerados como cometidos "en concurso real de acciones", son los delitos que le están imputando a un hombre que permanece detenido en la Seccional Primera de Azul.

Según lo informado por voceros policiales, había sido aprehendido durante un procedimiento que efectivos de seguridad llevaron a cabo en horas de la noche del viernes que pasó sobre la Ruta Nacional número 3, en cercanías a Cacharí.

De acuerdo con lo investigado, ese hombre y dos sujetos más que se trasladaban en un auto se resistieron al accionar policial y después provocaron daños en un calabozo de la Subcomisaría con sede en la vecina localidad a la que los tres habían sido trasladados.

Dos días después a que fuera arrestado, un juez de Garantías le había dictado la detención al hombre como uno de los presuntos autores de los mencionados delitos.

La medida cautelar -dispuesta por Federico Barberena, magistrado a cargo del Juzgado de Garantías 2 con asiento en los tribunales de Azul- obedeció a que actualmente se encontraba en libertad condicional, tras haber purgado en la cárcel parte de una condena por un homicidio que años atrás en Las Flores había tenido como víctima a su pareja.

El hombre que está detenido figura con domicilio en esa vecina ciudad. Y voceros policiales y judiciales allegados a esta investigación penal que lo involucra lo identificaron ayer como Diego Oscar Pérez, de 39 años de edad.

Cuando el domingo su aprehensión fue convertida en detención, dando lugar a un pedido formulado por el fiscal Adrián Peiretti desde la UFI 13, el juez de Garantías Federico Barberena señaló en lo dispuesto que correspondía el dictado de la medida cautelar "al haberse verificado que el causante Diego Oscar Pérez cuenta con antecedentes penales que le impiden gozar de condena de ejecución condicional" por estos nuevos hechos que ahora lo tienen como acusado.

En lo resuelto por el magistrado se mencionó también que, cuando el pasado viernes por la noche Pérez fue arrestado junto a dos sujetos más que se trasladaban por la Ruta 3 en un automóvil Siam Di Tella, en ese entonces se encontraba "gozando de un beneficio de libertad condicional dispuesto desde el Juzgado de Ejecución N° 1 departamental" que en Azul está a cargo de la magistrada Silvia Torres, lo que motivó que fuera puesto en conocimiento dicho organismo judicial sobre lo resuelto con relación al ahora encausado.

Según fuentes policiales informaron ayer a EL TIEMPO, después de estar en la cárcel "unos trece años", al haber sido condenado tiempo atrás por el crimen de su pareja -un hecho ocurrido en Las Flores en 2007-, Pérez había recuperado la libertad durante el transcurso del año pasado y actualmente se encontraba "firmando en el Patronato de Liberados". Un beneficio que seguramente ahora le sea revocado, al figurar como imputado en esta nueva causa penal iniciada después de que, junto a dos de los ocupantes de ese auto en el que iba, resultara aprehendido en el procedimiento policial que sobre la Ruta 3 se llevó a cabo el viernes último.


En poder de uno de los ocupantes del auto, un joven de 24 años, durante este procedimiento policías hallaron e incautaron dos baguyos de marihuana. El hallazgo de esa sustancia vegetal derivó en que se le iniciara una causa por una infracción a la Ley 23.737. SUBCOMISARÍA CACHARÍ/PBA

Arrestados en la Ruta 3

Minutos después de la hora 23 del viernes último, el kilómetro 234 de la Ruta Nacional número 3 -en el tramo que une a las localidades de Cacharí y Pardo- se convirtió en el lugar donde policías de la Subcomisaría con asiento en la localidad azuleña interceptaron ese automóvil en el que circulaban, en sentido Norte-Sur, Pérez y cuatro sujetos más.

Según lo mencionado en las actuaciones penales que se iniciaran a través de una causa que está radicada en la Unidad Funcional de Instrucción número 13 con asiento en el Palacio de Justicia de Azul, el Siam Di Tella en el que viajaban cinco varones "estaba siendo conducido de manera imprudente".

Testigos que alertaron a la Policía sobre esa situación refirieron que el auto se trasladaba haciendo "zigzag" por la cinta asfáltica, poniendo no sólo en peligro las vidas de quienes iban en ese rodado, sino también las de personas que transitaban a esa hora por la ruta en otros vehículos.

Un reporte policial dado a conocer ayer desde la Subcomisaría de Cacharí indicaba que el conductor del Siam Di Tella "se encontraba en evidente estado de ebriedad" al momento en que los efectivos de seguridad pudieron interceptar el auto en la Ruta 3.

Fue identificado como Pablo Ernesto Larramendi, de 51 años de edad y -al igual que los demás ocupantes del vehículo- domiciliado en Las Flores.

En su caso, desde la Policía se informó que al carecer de la documentación del auto se le labraron actuaciones por una infracción a la Ley de Tránsito, las cuales posteriormente fueron remitidas al Juzgado de Faltas de la Municipalidad de Azul.

Los demás ocupantes del automóvil fueron identificados por la Policía como Ramiro Juan José Núñez (31), Diego Sebastián Ottone (22) y Matías Ariel Ottone (24).

Con relación a este último joven mencionado, al momento de ser requisado fueron hallados en uno de los bolsillos de las prendas con las que estaba vestido dos baguyos de marihuana que en total pesaron 18 gramos, lo que motivó que se le iniciara una causa por una infracción a la Ley 23.737, se informó también desde la Subcomisaría de Cacharí.

Cuando el personal policial que intervino en este procedimiento hizo descender a los cinco ocupantes del auto para identificarlos, Núñez, Diego Ottone y Pérez, quienes iban en el asiento trasero del Di Tella, "desobedecen la orden", ocasión durante la cual comenzaron a tornarse agresivos hacia los efectivos de seguridad, "resistiendo al accionar de los uniformados -se describe en las actuaciones penales- mediante un forcejeo"; aunque a pesar de eso pudieron ser aprehendidos.

Los inconvenientes continuaron más tarde con los ya mencionados Diego Ottone y Diego Pérez, a quienes en la investigación penal se los señala también como los responsables de los daños que provocaron, una vez trasladados a sede policial, en los calabozos de la Subcomisaría de Cacharí donde estuvieron alojados en carácter de aprehendidos.

En esas circunstancias los dos, "mediante golpes de puños y patadas en la puerta de reja que conduce al calabozo trasero y en razón de su disconformidad con el accionar policial que culminó en sus aprehensiones, provocaron daños en la misma, desprendiendo la puerta de reja y mampostería de la pared", se señala con relación a lo sucedido.

EL DATO

Según lo informado por la Policía, las indagatorias a los tres imputados se habían realizado el pasado sábado por la tarde. Mientras que Pérez fue el único que después quedó detenido, una vez que los demás acusados recuperaron la libertad se produjo, en las primeras horas del día siguiente, otro hecho en Cacharí por el que ahora también dos de ellos están siendo investigados: el hurto de una moto marca Zanella de 110 cc. Por tal motivo, anteayer lunes se hicieron dos allanamientos en Las Flores, procedimientos tendientes al esclarecimiento de ese ilícito en el que se habían incautado "ropa y elementos de interés" en el marco de esa nueva investigación penal iniciada por la sustracción de la referida motocicleta.

Las versiones de los acusados no fueron consideradas creíbles


El automóvil Siam Di Tella en el que se trasladaban los imputados por estos hechos cuando el viernes que pasó, en horas de la noche, fueron arrestados en la Ruta 3, cerca de Cacharí.
SUBCOMISARÍA CACHARÍ/PBA

Tanto Ramiro Juan José Núñez como Diego Sebastián Ottone y Diego Oscar Pérez habían declarado cuando fueron indagados por Adrián Peiretti, el fiscal que instruye este sumario penal.

La versión de uno de los ahora encausados indicaba que el personal policial que los aprehendiera "gatillaba sus armas contra ellos" más allá de que en ningún momento -según dijo- se resistieron al accionar de los efectivos de seguridad cuando el viernes que pasó habían sido arrestados en este procedimiento llevado a cabo sobre la Ruta 3.

En tanto Pérez, que ahora está detenido, afirmó que uno de los policías le apuntó con su arma reglamentaria en la cabeza a uno de los ocupantes del auto. Y sostuvo también que los daños en el calabozo existían desde antes a que ellos permanecieran aprehendidos en la sede de la Subcomisaría de Cacharí.

Otro de los arrestados durante este procedimiento había dicho -cuando declaró a tenor de lo que establece el Artículo 308 del CPP- que no se resistieron en ningún momento al accionar de la Policía y que la puerta del calabozo que ahora le atribuyen haber dañado "estaba suelta" y que "ellos la zamarrearon porque un policía lo insultó".

Pero para el Juez de Garantías que le dictara la detención a Pérez el domingo pasado, las declaraciones que brindaran los tres estuvieron cargadas de "inconsistencias y diferencias relevantes" que hacían que carecieran de sustento.

Dichos que, sostuvo también el magistrado Federico Barberena, fueron efectuados por los acusados "como un intento por mejorar sus respectivas situaciones procesales".

"Si bien los tres encartados reconocieron que el conductor del rodado se encontraba ebrio, uno de ellos indicó que los preventores gatillaron sus armas" y otro señaló que "uno de los agentes apuntó a la cabeza a una de las personas que los acompañaba, sin expresar específicamente a quién; mientras que el tercero nada dijo al respecto", escribió en la resolución el titular de Garantías 2, quien a modo de conclusión también sostuvo: "De dicha discrepancia no puedo más que extraer la total falta de verosimilitud del relato, y la incorporación mendaz de dicho dato, situado además en el marco de una narración conjunta en la cual los tres causantes declararon no haber efectuado ningún acto de resistencia contra la autoridad".

"Similar valoración -concluyó el Juez garante para ordenar la detención del florense que se encontraba en libertad condicional- corresponde efectuar sobre el extremo fáctico que hace al daño en las instalaciones del calabozo, respecto del cual Pérez indica que la (reja) ya se encontraba en estado de destrucción, con trozos de mampostería (escombros) en el piso, sin mencionar haber efectuado acción alguna contra ésta; mientras que Ottone declara que la misma estaba 'suelta' y que ellos la zamarrearon, debido al accionar que tuvo uno de los policías contra este último. Es decir, ambos causantes difieren tanto en el estado en que se encontraba la reja de la celda, como así también en el curso de acción que ejercieron contra ésta. Ello, en contraposición con lo sostenido de forma invariable por el personal policial en sus respectivas actas de declaración testifical".

A criterio del magistrado Barberena, sobre la base de esas declaraciones de los acusados, a las que consideró inverosímiles, surgía que "el personal policial actuó de forma justificada ante el reconocimiento expreso efectuado por los tres causantes de la forma en que circulaba el vehículo automotor que los transportaba por la ruta; advirtiendo como razonable y proporcionado el traslado a la seccional sólo de las tres personas que descendieron del aludido rodado -no así de los otros dos ocupantes- y que protagonizaron un enfrentamiento con el personal policial, desoyendo sus indicaciones con el propósito de impedir su identificación".

Si llegaste hasta acá es porque buscás historias locales, ayudanos a seguir contándotelas. SUMATE A EN|COMUNIDAD.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

REPORTE DE SALUD

10/04/2021

REPORTE DE SALUD

REPORTE DE SALUD

Leve baja de casos luego de cuatro días: 19.419 en 24 horas

DESDE LA JUVENTUD RADICAL

10/04/2021

DESDE LA JUVENTUD RADICAL

DESDE LA JUVENTUD RADICAL

Impulsan campaña solidaria de cara al invierno

Como todos los años, desde la Juventud Radical estamos organizando una campaña solidaría de cara al comienzo del invierno.

EN DIÁLOGO CON TIEMPO DE RADIO

09/04/2021

EN DIÁLOGO CON TIEMPO DE RADIO

EN DIÁLOGO CON TIEMPO DE RADIO . Covid -19: Vieyra apuntó contra la nocturnidad y los encuentros sociales como principales focos de contagio

ESTA MAÑANA EN EL DESPACHO OFICIAL

Provinciales

09/04/2021

Provinciales

Las personas mayores de 60 años podrán vacunarse con el turno vencido hasta 15 días después

Codigo Perfil