ENFOQUE

ENFOQUE

Reflexiones sobre la encíclica "Hermanos Todos"

19 de octubre de 2020

Por Jorge Omar Pérez, Gestor Cultural.

En cuanto recibí el texto de la Encíclica Hermanos todos del Papa Francisco, firmada en Asís el 3 de octubre de 2020, inmediatamente comencé a leer, imaginando que seguiría leyendo más tarde... pero no podía detenerme antes de la última página.

Hermanos todos es una expresión de San Francisco de Asís

(Admoniciones 6,1).

El Santo la usaba para proponer una forma de vida con sabor a Evangelio. San Francisco invitaba a hombres y mujeres a un amor más allá de la geografía y el espacio.

El 4 de febrero de 2019, el Papa Francisco y el Gran Imán de Al-Azhar, Ahmad Al-Tayyib, firmaron la Declaración de Abu Dabi, un histórico "Documento sobre la Fraternidad Humana por la paz mundial y la convivencia común".

Podría decirse que ese documento es el puntapié inicial para la formulación de la encíclica Hermanos Todos ya que el Santo Padre sigue el mismo espíritu y concreta aun más esta invitación a la reconciliación y a la fraternidad entre todos los creyentes y personas de buena voluntad.

Este es el texto que el mundo necesitaba en este momento dramático de su historia. En el número 6, el Papa revela que el tema central de la encíclica es la "fraternidad universal". No pretende decirlo todo sobre el amor fraterno, sino solo hablar de esta apertura a todos, en un momento en el que tribalismos, partidismos y todo tipo de ideologías ganan un espacio tremendo. El Papa nos hace tener un corazón abierto y fraterno. También afirma que Hermanos Todos es una encíclica social, así como fueron a la Rerum Novarum de León XIII hasta la Caritas in Veritate de Benedicto XVI. De hecho,, Caritas in Veritate es el documento social más citado por el Papa Francisco en su tercera encíclica. Continúa traduciendo el pensamiento teológico del Papa Emérito Benedicto XVI de una manera muy pastoral, actual y provocativa.

En el primer capítulo, describe las sombras de un mundo cerrado. Es como si el Papa pintara un escenario de nuestro tiempo, con todas las sombras que tenemos hoy y, a partir de entonces, en los otros capítulos va a ir mostrando las luces de la esperanza sobre este escenario de sombras. Estos son nuestros dramas para este siglo XXI, que ya comienza con una pandemia inesperada, también mencionada en el documento, que sigue ofreciendo caminos de esperanza.

El capítulo 2 comienza con la historia del buen samaritano, ese extraño en el camino, que lleva a todos a la fiesta de la vida. Esta es la propuesta del cristianismo. Queremos llamar a Dios Padre nuestro, como lo hizo San Francisco, que en su momento de conversión llamó a Dios "Padre nuestro".

El capítulo 3 busca pensar y gestionar un mundo abierto. Necesitamos estar más cerca el uno del otro. Los pueblos y las naciones deben estar más cerca. En el capítulo 4, el Papa nos pide que tengamos un corazón abierto al mundo entero. Necesitamos tener un corazón abierto y solidario. Esta solicitud se encuentra en todas las páginas del texto de la encíclica. El quinto capítulo va directo al punto de la cuestión política, criticando los populismos. Ser popular no es ser populista. El Papa denuncia la nueva ola de demagogia mundial; no es democracia, es demagogia. Es un capítulo tan breve como fuerte. El sexto capítulo trata sobre el diálogo y la amistad social. Muestra cómo crear una cultura de encuentro en la práctica. Esta encíclica despliega la cultura del encuentro característico del Papa Francisco. En el séptimo capítulo, se presentan formas de encontrar la verdad. El Papa muestra claramente cómo podemos diseñar la paz. Utiliza la expresión "artesanía". Debemos ser "artesanos de la paz". La paz se hace como tejer; punto tras punto; nudo tras nudo. No se hace simplemente con proyectos escritos. La encíclica critica la guerra dura y la pena de muerte. Esto está claramente excluido de cualquier posibilidad de legislación sensata. El capítulo octavo es el último y concluye las reflexiones del Papa Francisco sobre la fraternidad universal. Dice que las religiones están al servicio de la fraternidad en el mundo y no pueden explotarse en favor de intereses particulares. La religión es un instrumento de fraternidad y no un instrumento de guerra, como algunos quieren hacernos creer.

La encíclica Hermanos Todos termina con dos hermosas oraciones, la primera al Creador y la segunda en un tono más ecuménico. El Papa Francisco acertó en ese texto sobre la fraternidad inspirado en Francisco de Asís, patrono de su pontificado, en una época tan dividida por los desencuentros y atacada por un virus que no pedimos y por una pandemia que nos molesta en lo que hay que pasar. El Papa Francisco arroja una luz de esperanza con su nueva encíclica Hermanos Todos.

Comparte tu opinión, dejanos tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.

STOLBIZER SOBRE EL LIBRO DE DUCLÓS

21/10/2021

STOLBIZER SOBRE EL LIBRO DE DUCLÓS

STOLBIZER SOBRE EL LIBRO DE DUCLÓS

"Es un manual que debería ser leído por todos los potenciales líderes políticos"

VIAJES

20/10/2021

VIAJES

VIAJES

Lincoln y el placer de sus quesos

Como expresión de la identidad productiva de esa región, los días 29, 30 y 31 de octubre se llevará adelante la edición número cinco de la Expo Queso.

MES ROSA

20/10/2021

MES ROSA

MES ROSA .  Jornada de concientización sobre el cáncer de mama

EN EL HOSPITAL PINTOS

País

19/10/2021

País

Tras 19 semanas de caída, los casos diarios volvieron a crecer en la provincia

Noticias Municipales

Codigo Perfil
Codigo Perfil