El Tiempo - El diario de Azul
Temas de Interés:

Azul 10º

Seguinos Seguinos en Twitter Seguinos en Facebook Seguinos en Instagram Seguinos en YouTube
El Tiempo - El diario de Azul

Temas de Interés:
12-08-2019

COLUMNA

El primer matrimonio celebrado en Azul

Interesado en la vida de sus familiares azuleños, el Lic. Luis Nesty Sola, encontró en su búsqueda genealógica un pequeño suceso anecdótico de nuestro pueblo.


Compartí la nota Compartí esta noticia en Facebook Compartí esta noticia en Twitter Compartí esta noticia en WhatsApp

Gregoria Rodríguez de Rocha. GENTILEZA LUIS SOLA

El autor de la nota siguiente, aficionado a las historias localistas, ha redactado en conjunto con Eduardo Agüero Mielhuerry una serie de ocho notas, publicadas en 2016 por El Tiempo, sobre “Personajes de Azul y Luján”. En otro rol, Luis Sola es presidente de la Comisión de Amigos del Museo de la Ciudad de Luján e integrante de la Junta Municipal de Estudios Históricos de la misma localidad.

El relato sobre el registro del primer matrimonio en Azul, anticipa un fragmento de la presentación que realizará el sábado 7 de septiembre a las 19 en el Museo Etnográfico Enrique Squirru, sobre “Rosa Ávila: un criollo de estirpe azuleña”, en conmemoración por los 150 años de su nacimiento.

Un decreto, un sacerdote y un misterio

El General Juan José Viamonte, designado gobernador provisorio en 1829, dispone por decreto del 19 de septiembre la creación de una nueva línea de frontera en el Arroyo Azul. El decreto propone un plan para el poblamiento del desierto y señala un primer paso hacia la fundación del pueblo, incluyendo la creación de la iglesia en el Artículo 13º:

“Luego que se haya reunido un número suficiente de familias en cada población, se proveerá el establecimiento de una Capilla dotada de un Capellán para el servicio del Culto”.

El nombramiento del sacerdote, se anticipa a la creación del fuerte fundacional. A mediados de 1832 se destina al religioso franciscano Fray Hipólito Castañón, quien recibe los elementos necesarios para las celebraciones litúrgicas y ornamentos destinados a la futura capilla.

A fines de diciembre de 1832 Pedro Burgos escribe a Juan Manuel de Rosas desde la Fortaleza del Arroyo Azul que la tarea fundacional encomendada ha sido cumplida. El informe menciona la edificación del cuarto para el cura y las dimensiones de la Capilla: diez varas de ancho por veintidós de largo. La descripción hace suponer que el «Ranchito de Dios», era uno entre otros, solamente diferenciado por la cruz erigida en el frente.

Seis meses después, el coronel Burgos comunica que el 5 de Julio ha fallecido el padre Hipólito Castañón, “siendo víctima de un exceso que no ha estado en mi alcance el remedio y que por decoro paso en silencia y que nos pone en el mayor conflicto”. A continuación solicita la designación de un nuevo “cura, moral y sabio que” sirva de ejemplo; abriendo la imaginación a cualquier tipo de duda y regaño que pudiera gestarse sobre el sacerdote, víctima de una mano criminal. Sin embargo, las motivaciones de su asesinato permanecen en misterioso secreto.

Los libros de la parroquia Nuestra Señora del Rosario

El primer Libro de Bautismos ha sido iniciado el 20 de enero de 1834 por el padre don Manuel del Carmen Roguer, con la siguiente nota aclaratoria:

“Estas partidas sueltas, se encontraron en un cuaderno que tenía mi antecesor el Padre Fray Hipólito Castañón, y por muerte de él, pasaron a poder del Ilustrísimo Señor Obispo Dr. Don Mariano Mediano, quien me las dio para que yo las asentase en los libros parroquiales de mi cargo, y son la que siguen. De que doy fe”.

Exactamente un mes después, el padre Manuel suscribe su último bautismo en Azul. El siguiente sacramento inicial data de febrero de 1835 y está firmado por el padre Clemente Ramón de la Sota, cuarto sacerdote destinado al Azul.

Además, el padre Clemente debe iniciar el Libro de Muertos y el Libro de Matrimonios; que atestiguan sobre la ausencia de ceremonias religiosas o la omisión de las debidas anotaciones clericales anteriores, hasta el lapso del padre Pedro Conget, tercer clérigo en ejercicio.

Primer Matrimonio Celebrado en Azul

El 20 de abril de 1835, Clemente de la Sota realiza la primera inscripción de un matrimonio en Azul, cuando Bartolo Enrique se casa con Alejandra Arismendi.

En cada una de las páginas siguientes, el sacerdote anota el año en la parte superior y a los contrayentes en el margen izquierdo; redactando con pluma en mano la fórmula canónica de la unión conyugal que se repite una a una en la correspondiente carilla sin renglones.

Al llegar a la foja 7 de este Libro de Matrimonios, 1835-1853, puede leerse en el extremo superior: “Año de 1836”; y en el lateral izquierdo: “Justificación de Casamiento y relación de Ramón Cruz Rocha con María Gregoria Rodríguez, en 24 de Febrero de 1834”. Por lo cual se advierte que la inscripción se concierta dos años después de la celebración del casamiento y antes de la inscripción del enlace anotado en la primera página.

“Don Clemente Ramón de la Sota, Capellán Castrense del Fuerte de Azul de San Serapio Mártir y Cura en esta Iglesia Parroquial de Nuestra Señora del Rosario, certifico a pedido de parte de los vecinos con legítima información de Ramón Cruz Rocha, el cual justificó auténticamente con testigos fidedignos los cuales se recibieron bajo el rigor y forma de derecho, de cuya información resultó justificado sin tacha de duda alguna que Ramón Cruz Rocha hijo de Frutos Rocha y Clara Sánchez tiene contraído matrimonio legítimo con María Gregoria Rodríguez de esta feligresía hija de José Antonio Rodríguez y de Marcelina Sánchez, el cual se verificó el veinte y cuatro de febrero del año de 1834, ante el Señor Cura que entonces en este destino era Don Manuel Roguel, cuya partida de casamiento y relación no aparece en el libro de su razón, siendo padrinos de uno y otro que también declaran el Sr. don Mariano de Artalejo y Doña María Melchora Márquez, y para que conste lo firmo yo el Cura, a doce días del mes de Diciembre de mil ochocientos treinta y seis”.

Clemente Ramón de la Sota

En sus páginas siguientes, el libro no registra ninguna otra inscripción conyugal retroactiva semejante a la reproducida arriba. De esta manera, en Azul la primera inscripción de un matrimonio es algo diferente a la inscripción del primer matrimonio. En definitiva, el primer matrimonio del cual se tenga noticia en Azul, ha sido protagonizado por Gregoria y Ramón.

Gregoria Rodríguez, Ramón Rocha y Rosa Ávila

A la hora del casamiento, Gregoria era una moza de tan solo 18 años de edad y Ramón ya contaba con 38 años.

El había nacido en 1795 en Quilmes y junto a su hermano Dionisio Rocha fue integrante del grupo de milicianos precursores del Azul. Ambos fueron soldados del 5º Escuadrón del Regimiento 5º de Caballería, que junto a Pedro Burgos fundaron el Fuerte San Serapio Mártir.

Además, se convirtieron en unos de los primeros carreteros que tuvo el flamante pueblo. Poseían “dos carretas y doce bueyes” para el transporte de mercaderías desde la Posta de Cacharí, donde partían en dirección al Azul, Las Flores o Buenos Aires. Posteriormente, Ramón será designado Alcalde de Cacharí.

Al conformar el núcleo de los primeros pobladores, Ramón Rocha tuvo acceso a la Suerte de Estancia Nº 17 “con aguada” sobre el arroyo, (inmediatamente al norte del actual paraje ferroviario de Parish), luego de cumplir con las condiciones de trasladarse con su familia, “levantar un rancho de paja y abrir un pozo de balde” y poblar la propiedad con cien cabezas de ganado vacuno y equino en el término de un año.

Aunque era 20 años mayor que su esposa, le sobrevivió casi tres años exactos. El falleció el 22 de enero de 1866; y ella el día 24 de enero de 1863, con tan solo 47 años de edad.

Gregoria Rodríguez era hija del Sargento José Antonio Rodríguez de origen español y de Marcelina Sánchez, cuyos padres habitaron en la Villa de Luján. Gregoria fue bautizada en la Capilla del Fuerte de la Guardia de Ranchos en 1815, a los cuatro días de su nacimiento.

La redacción de este mismo diario El Tiempo, informó en su edición del sábado 2 de abril de 1960, los importantes donativos que el Museo Etnográfico y Archivo Histórico de Azul había recibido. La señora Rosa Corte, había hecho llegar “un retrato al óleo de doña Gregoria Rodríguez de Rocha, que perteneció a la familia de uno de los primeros pobladores de Azul. Dicho cuadro fue ejecutado por el artista Sr. Pagés, en el Fuerte Azul, el año 1860, según reza la obra”. El único cuadro de una mujer componente de los primeros pobladores.

En el reverso del retrato se ha escrito: “Gregoria Rodríguez de Rocha, casada con Ramón Rocha. Su hija, Isabel Pacomia casada con Braulio Ávila, padres de Rosa V. Ávila, nacimiento en Azul, el 4/9/1869”.

En síntesis, Gregoria y Ramón, los abuelos maternos de Rosa Ávila, inician su estirpe azuleña, que en ocasión del sesquicentenario de su nacimiento es oportuno recordar.

Luis Ernesto Sola.






Ryd Sorteo


Maxi Promo

Compartí la nota Compartí esta noticia en Facebook Compartí esta noticia en Twitter Compartí esta noticia en WhatsApp

Dejanos tus comentarios


Tentaciones Desktop
TIENDA LA GOLONDRINA DESKTOP PREVIA A MAS LEIDAS
Neumáticos Arena Desktop
Neumáticos Arena Mobile
IMAC PC
Solisan Desktop
CÁMARA DE DIPUTADOS DESKTOP
BIN BAIRES DESKTOP 300X250 PREVIA A TAPA
Electro Respuestos Desktop
REHAB PC
PARRILLA 307 PC
OSDE PC

Tapa Impresa

Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 25 de Agosto de 2019 Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 24 de Agosto de 2019 Diario El Tiempo - Tapa Impresa - 23 de Agosto de 2019
RCA Desktop
AG SWEATERS PC
CASINO TANDIL PC
GUÍA DE PROFESIONALES MÉDICOS
CREDITOS MASSI PC
Tentaciones Mobile
CEAL PC Y MOBILE
DAVILA ABOGADOS
CASINO MOBILE
Neumáticos Arena Mobile
OSDE MOBILE
asasaas